James Martin sale en defensa de sus colegas sacerdotes gays: «La Iglesia sería muchísimo, más pobre sin ellos»

Por Redaccioninfovaticana |30/05/024

El ‘apóstol’ del colectivo LGTB, el jesuita James Martin se ha pronunciado sobre la polémica de la semana que originó el Papa Francisco al hacerse públicas unas declaraciones suyas en privado a los obispos italianos: «Hay demasiado mariconeo en los seminarios».

Aunque el Vaticano ha pedido perdón por las desafortunadas palabra empleada por el Pontífice, no se ha desmentido el fondo de la cuestión, por lo que el poderoso colectivo LGTB dentro de la Iglesia católica a nivel mundial se ha revuelto contra el Santo Padre.

Estos grupos altamente ideologizados y de corte protestante son quienes apoyan y jalean las reformas del Obispo de Roma hasta que éste dice algo que aquellos no les gusta y va contra su programa  para destruir la Iglesia desde dentro aunque ellos usen eufemismos como «repensar» ciertas posturas.

En toda esta polémica, no podía faltar la intervención del sacerdote jesuita estadounidense (y ojito derecho del Papa) James Martin a quien las palabas del Papa han sentado como una puñalada trapera.

A través de su redes sociales, James Martin ha asegurado que «en mis 25 años como sacerdote y casi 40 como jesuita, he conocido a cientos de sacerdotes homosexuales santos, fieles y célibes». Este sacerdote ¿homosexual? reconoce que ellos «han sido mis superiores, mis maestros, mis confesores, mis mentores, mis directores espirituales y mis amigos».

Él está convencido de que «si eres católico, te han celebrado misas, han bautizado a tus hijos, te han confesado, te han visitado en hospitales, han presidido tus bodas y han enterrado a tus padres». Es por ello que Martin ha hecho toda una declaración de intenciones. Según este controvertido sacerdote ultraheterodoxo, «la Iglesia sería muchísimo más pobre sin ellos».

Información sacada de:

https://infovaticana.com/2024/05/30/james-martin-sale-en-defensa-de-sus-colegas-sacerdotes-gays-la-iglesia-seria-muchisimo-mas-pobre-sin-ellos/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll al inicio